Heartbreaker (2000)

wave (1K)

El primer disco del chico malo por excelencia del country alternativo en su carrera en solitario tras la disolución de Whiskeytown.

Un muy buen disco con un par de canciones sobresalientes como "Come pick me up" y "Oh my sweet Carolina" (impresionante la voz de Emmylou Harris haciendo el dúo).

También me gustan "My winding wheel", "Damn, Sam" o "In my time of need" aunque por otra parte hay varios temas que aunque agradables son tan ligeros que pasan desapercibidos lo que termina haciendo que el disco sea para mi gusto un poco irregular, desequilibrado. Varias canciones fantásticas y otras que no me dicen nada.

El disco comienza de una forma más que curiosa y es con una discusión entre Adams y David Rawlings sobre si el tema "Suedehead" de Morrissey está incluído en el álbum Viva Hate o Bona drag (si hubieran visitado www.felixgjc.com sabrían que viene en los dos).

Aunque entonces no existía el término digamos que su sonido es puro "americana", mezcla de folk, country y blues.

Interesante y recomendable.

Track list
Producido por Ethan Jones

 

Gold (2001)

wave (1K)

El primer disco con una discográfica grande y todo un futuro por delante.

Con su primer disco en solitario tras dejar Whiskeytown había recibido unas críticas inmejorables pero a veces la carrera de un artista se tuerce de forma extraña y otras la personalidad de un músico le hace no triunfar como se esperaba. A veces ocurren ambas cosas.

Su idea era sacar un álbum doble pero la discográfica decidió sacar uno sencillo con 16 cortes y el resto publicarlo en un disco aparte que se incluyó solo en las primeras copias (se puede encontrar con el nombre de "Side four"). Esto no gustó a Ryan Adams que sintió que estaban estafando a sus fans y aquí comenzó su leyenda y su fama como artista conflictivo.

Además se publicó el 25 de septiembre de 2001 y la cosa no estaba para músicas y discos. Aunque por otra parte quizás el éxito de "New York New York" tuvo algo que ver con esa situación (el videoclip no se emitió por la Mtv ya que aparecían las torres gemelas).

Independientemente de todo esto, se trata de un disco fantástico con un buen puñado de canciones que son una pasada y que todavía son de las mejores que ha publicado nunca. De hecho sigue siendo su disco más vendido.

Con tantas canciones no todas tienen el mismo nivel, pero cuando este tipo acierta lo hace de lleno. Me refiero a "Firecracker", "Answering bell", "The rescue blues", "When the stars go blue", "Wild flowers" o "Harder now that it's over". Especialmente cuando se pone en plan tranquilo, con la acústica, la armónica o el piano... llega a un nivel de intensidad y calidad al que llegan solo los genios escogidos.

Un álbum que viaja de Nueva York a Hollywood pasando por una bandera de EEUU colocada al revés.

Buen disco con varias canciones realmente geniales.

Track list
Producido por Ethan Jones

 

Demolition (2002)

wave (1K)

Tras la publicación de "Gold" Ryan Adams todavía tenía en cartera canciones (unas 60) como para publicar tres álbumes. Con buen criterio la discográfica ni se planteó esa posibilidad y tampoco hay noticias de que a él le pareciera mal.

La solución fue escoger trece cortes de esos, llamemosles descartes, y publicar un solo disco. Eso es "Demolition".

Esta claro que el hecho de que esas trece ya habían pasado una primera criba y no habían entrado en "Gold" demuestra que no son sus mejores canciones (supongo que las mejores fueron a ese disco). Lo que hace que no sea su mejor trabajo.

Además es un disco muy deslabazado, sin coherencia, debido a que las canciones tienen un origen diferente. Momentos distintos, estudios de grabación distintos, músicos distintos y sonido y producción también diferente.

Todo esto no quiere decir que no merezca la pena escucharlo o que sea totalmente descartable porque incluye varias canciones que están bien como "Nuclear", "Cry on demand", "Dear Chicago", "Tennessee sucks" o "Gimme a sign", a pesar de que alguna te hace pensar en algo que ya has escuchado antes y de que no haya ninguna realmente deslumbrante. Tampoco hay ninguna canción realmente mala.

Un disco de descartes, rarezas, a veces incluso parecen demos.

Muy interesante si eres un seguidor acérrimo, en caso contrario es uno de los discos de los que puedes prescindir de su discografía.

Track list
Producido por Ryan Adams,Michael Blair,Frank Callari,David Domanich,Ethan Johns y Luke Lewis

 

Rock N Roll (2003)

wave (1K)

Como casi siempre que Ryan Adams saca un disco, conflicto con la discográfica. Como estos se habían en principio negado a publicar "Love is hell", Ryan Adams decide "darles" un disco más comercial ("¿Quereis hits? Pues toma hits...").

Así que para su cuarto trabajo Ryan Adams se aparta del country alternativo y como el propio título indica, graba un disco de rock and roll en el que rinde homenaje a la música que le gusta, de The Smiths a los Strokes pasando por Oasis.

En todo caso un buen disco, con buenas canciones, que es capaz de mantener el nivel (aunque este no termine de ser el de una obra maestra) de principio a fin. No hay ninguna canción mala y se pasa en un suspiro a pesar de incluir catorce cortes.

Temas como "This is it", "Wish you were here", "Luminol", "Burning photographs" o "Anybody wanna take me home" merecen la pena la escucha.

El single y tema más conocido es "So alive" aunque tratándose de un enfant terrible de la industria musical como Ryan Adams la repercusión comercial fue mínima. Como curiosidad la canción "Rock N Roll" es todo menos rockera.

Con muchas guitarras sucias y afiladas pero con melodías agradables y con letras con mucha palabra altisonante, no aptas para menores.

Buen disco.

Track list
Producido por James Barber

 

Love is hell (2004)

wave (1K)

Como casi siempre con este personaje el disco viene con historia y con polémica. Se suponía que iba a ser lo siguiente a "Gold" pero cuando presentó las canciones a la discográfica los directivos torcieron el gesto: "no va con el estilo de los discos que publica Lost Highway", "difícil de vender", "puedes hacerlo mejor"... La verdad es que el álbum suena a caras B pero no tanto por la calidad como por lo desigual y disperso .

El acuerdo al que llegaron fue que Adams grabaría otro nuevo disco que les cuadrara más (el resultado fue "Rock N Roll" a la que únicamente llegó "Anybody wanna take me home") y ellos se comprometían a publicar estas canciones en forma de dos eps. Resultó que las ventas de estos dos eps superaron las expectativas y al final Lost Highway decidió publicarlos juntos como un único disco (este hecho hace que resulte un poco largo), con el consiguiente enfado de los fans.

Un disco que no es fácil de escuchar, tranquilo, intimista y bastante acústico que incluye un puñado de buenas canciones como "Avalanche" (para mi gusto una de las mejores del disco), "Afraid not scared", "Political scientist", "Thank you Louise", "This house is not for sale" o "World War 24" (otra de las mejores canciones). .

Recibió las críticas ya casi típicas y esperadas que hacen referencia a que se parece demasiado a la música de los artistas que le gustan, por ejemplo la dylaniana "English girls approximately" o el comienzo "a lo Purple Rain" de "Hotel Chelsea night". El punto máximo de esto es la versión que incluye de "Wonderwall" de sus adorados Oasis.

Para mí es un buen disco, puro Ryan Adams.

Track list
Producido por Ryan Adams y John Porter

 

Cold roses (2005)

wave (1K)

El disco con el que Ryan Adams vuelve a sus propios orígenes, a sus raíces, al country aunque por supuesto con su sello personal. El que lo hace tan reconocible.

Publicado en mayo de 2005, en este caso el mes de publicación tiene su importancia ya que sacó a la luz otros dos discos ese mismo año, es el primero que grabó con The Cardinals como banda de acompañamiento y ojo al fantástico trabajo en los coros de Cindy Cashdollar ya que este es su único disco como parte de The Cardinals.

Un disco doble que podría ser sencillo perfectamente por su duración aunque su justificación es un intento de imitar el formato clásico del doble álbum (quién no ha disfrutado del placer de tener la carpeta de un vinilo doble álbum entre sus manos). Pero no solo se trata de que sea un disco doble sino que algunas canciones también podrían ser un poco más cortas. Lo que ocurre es que luego escuchas maravillas como "Magnolia Mountain", "When Will You Come Back Home", "Now that you're home" o "How Do You Keep Love Alive" y acabas rindiéndote a su música.

También me llama mucho la atención "Cherry Lane". Difícil encontrar una canción que comience (risas) y termine (lágrimas) de forma tan diferente. Este tipo de cosas son las que hacen a este artista ser tan especial.

El segundo disco es quizás un poco más country pero quizás sea la única diferencia porque realmente no sabría decir cual me gusta más. Incluye igualmente varias joyas en forma de canción como "Let It Ride", "Dance all night", "If I Am a Stranger" o "Life is beautiful". Simplemente fantásticas.

Muy buen disco.

Track list
Producido por Tom Schick

 

Jacksonville city nights (2005)

wave (1K)

El segundo disco de los tres que publicó Ryan Adams en 2005 y también el segundo con The Cardinals como banda de acompañamiento.

Grabado en directo en el estudio y según dicen ellos mismos sin "retoques" de producción posteriores, supone una vuelta a sus raíces ya que no se trata de un disco de country alternativo sino de puro country. Por otra parte el título del disco hace referencia a Jacksonville en Carolina del Norte, ciudad de nacimiento de Adams (también son expresas las referencias en "The end") con lo que también tiene salgo de chico de ciudad que vuelve al pueblo.

Así que desde los primeros acordes de "A kiss before I go" la atmósfera del álbum te traslada al ambiente rural estadounidense, a whiskey, sombreros de vaquero y bares con bandas tocando country en vivo. Mucho pedal steel y mucho violín, algo de banjo y por supuesto la guitarra acústica.

El álbum empieza bien con canciones como "The hardest part", "Hard way to fall" o el dueto con Norah Jones en "Dear John". Pero a partir de ahí el ritmo se ralentiza increíblemente y se vuelve tan sumamente lánguido que se hace bastante complicado escucharlo hasta el final a pesar de buenas canciones como "September", "Trains" o "Don't fail me now" y también aunque se trata de composiciones más bien cortas.

En mi opinión se trata de un proyecto sin más ambición que hacer un buen disco de country, ya que está claro que con estas canciones no va a llegar a las listas de éxitos ni se va a convertir en una estrella, ni siquiera del country.

Lógicamente te tiene que gustar mucho el country y no es mi caso.

Track list
Producido por Tom Schick

 

Ryan Adams (2014)

wave (1K)

Disco publicado por Ryan Adams en 2014 tras un parón de varios años, lo que en un artista tan prolífico como él es algo a resaltar.

Un disco que suena personal e intimista, para tocar en recintos pequeños, lejos de grandes estadios. Quizás es por la forma de cantar y por el aire melancólico de las canciones pero sin embargo se escucha menos la guitarra acústica y utiliza menos el fingerpicking. De hecho está lleno de riffs de guitarra eléctrica pero esto no le hace perder su tono reservado.

Como dijo aquél "¡son las canciones, estúpido!". Y es que al final se trata de eso, de juntar un puñado de fantásticas canciones y tener como resultado un muy buen disco. Desde "Gimme something good" (quizás el single más evidente por lo inmediata) y "My wrecking ball" pero pasando por "Trouble", "Am I safe", "Stay with me", "Tired of giving up" o "Shadows". Es que son todas buenas.

Primer disco grabado en Pax Am, su propio estudio de grabación, y producido por él mismo, también comentó que se había sentido mucho más cómodo siendo su propio jefe. Algo que vista su trayectoria de "enfant terrible" el resto del mundo ya intuía. Con un sonido que recuerda a los discos de los ochenta de gente como Don Henley o Bruce Springsteen (Tunnel of love), algo buscado y totalmente intencionado.

En cuanto al título del disco y aunque solemos pensar que los álbumes homónimos se guardan para el primer disco o para algún tipo de "renacer" o de cambio de dirección musical, en este caso Ryan Adams declaró que realmente manejaba varias ideas para el nombre pero que ninguna le encajaba. Tan sencillo como eso.

Americana de mucha calidad.

Como dato curioso Johnny Depp toca la guitarra y hace coros en "Kim" y "Feels like fire" pero el verdadero colaborador de lujo es Benmont Tench (teclista de los Heartbreakers).

Una pequeña obra maestra.

Track list
Producido por Ryan Adams, Mike Viola y Charlie Stavish

 

Prisoner (2017)

wave (1K)

Discazo.

Con este trabajo Ryan Adams vuelve a la senda que seguía con su disco homónimo de 2014, tras el paréntesis que supuso el peculiar proyecto del disco de Taylor Swift. Para mí son dos discos hermanos con canciones perfectamente intercambiables.

Abre con "Do you still love me" uno de los dos momentos guitarreros junto con "Anything I say to you now", aunque en general es un disco tranquilo y con bastantes partes acústicas especialmente hacia el final.

A partir de esa primera canción Adams va entregando una joya tras otra con temazos como "Prisoner", "Doomsday", "To be without you", "Breakdown" o "Broken anyway". Puedes elegir la que quieras y aciertas porque no hay relleno.

También es cierto que en algunos momentos sigue recordando al Springsteen de los noventa como por ejemplo en "Haunted house" o "Outbound train", y por cierto estos son los menos interesantes del disco para mi gusto, pero este hecho no impide que sea un disco redondo del primer corte al último.

Letras tristes marcadas por el proceso de divorcio por el que estaba pasando aunque tampoco llegan a ser agobiantes ni deprimentes.

Definitivamente está en un momento artístico muy dulce.

Muy buen disco.

Track list
Producido por Ryan Adams