Talking heads:77 (1977)

wave (1K)

Se dice que en música todo está inventado. Y esta afirmación me parece en gran medida cierta y evidente.

Sin embargo hay momentos en la historia de la música popular, en ciertas ciudades y determinados ambientes y garitos (en este caso fue el ya desaparecido CBGB) en que surgen uno o varios artistas que al menos lo intentan, creando un sonido que va contra el predominante en ese momento. Supongo que estas pequeñas revoluciones son las que hacen progresar a la música.

El caso es que a finales de los setenta en New York surgió una corriente musical conocida como "new wave" de la que Talking Heads era una de sus puntas de lanza. La banda estaba liderada por David Byrne, que pasó de ser un cantante folk de guitarra acústica al uso a ser uno de los representantes de la música más vanguardista. De todas formas era un tipo que más que nada era un artista, si no hubiera desarrollado su carrera en la música no tengo dudas de que habría expresado su inquietud artística en alguna otra disciplina aunque nadie lo diría a la vista de la sobriedad de la portada.

Este es su disco de presentación. El resto de componentes eran Chris Frantz, Jerry Harrison y Tina Weymouth (formación clásica que se mantuvo del primer al último álbum).

Mezcla de pop clásico, algo de electrónica, art rock, un uso sorprendente de las guitarras rítmicas y abundantes ritmos y sonidos caribeños (como decía ingredientes ya existentes), con el añadido de la voz chillona y los inesperados alaridos de Byrne. Todo esto agitado en la coctelera de la creatividad de Talking Heads dieron como resultado un disco totalmente novedoso. Que suena realmente diferente a todo lo que se había escuchado hasta la fecha y que arrastró junto con otros la new wave hacía el público en general, llamando la atención de cualquiera involucrado en el mundo de la música pop.

Con canciones como "Uh-Oh Love comes to town", "New feeling", "No compassion" y sobre todo con "Psycho killer" consiguen una mezcla perfecta de sencillez (incluso una deliberada simpleza en las letras) y sofisticación, de frikismo y comercialidad, de ritmos desequilibrados, melodías casi desentonadas y a la vez con los suficientes estribillos pegadizos para que no te desenganches del todo. El disco está en la cuerda floja todo el tiempo sin llegar a caer.

Hay discos mejores de ese momento, incluso Talking Heads hicieron discos mejores, pero este tiene una frescura, un aroma a algo nuevo que le da un valor extra.

Y esto independientemente de que te guste o no, porque es cierto que la vanguardia no es fácil de asimilar casi nunca y tampoco gusta a todo el mundo.

Un disco interesante y pieza clave del surgimiento de la new wave.

Sin duda uno de los que hay que escuchar si quieres saber como funciona la música.

Track list
Producido por Tony Bongiovi y Lance Quinn

 

More songs about buildings and food (1978)

wave (1K)

Más canciones sobre edificios y comida y más de lo mismo.

El segundo disco de la banda neoyorquina y el primero con Brian Eno, lo que significa más madera para los Talking Heads. La suma de los cerebros musicales y creativos de Eno y Byrne solo podía dar un resultado musical y creativamente explosivo.

Un disco que desde el primer segundo te pasa por encima y te inunda con la infinidad de estímulos musicales que recibes en forma de voz, arreglos, sonidos, efectos o utilización de instrumentos. En términos de sonoridad es un disco brutal.

Aunque como he dicho antes el disco es básicamente más de lo mismo como su título indica, la diferencia estriba en que tras alucinar con el primero, lo que nos parecía sorprendente entonces, ahora ya se acerca a lo convencional dentro del sonido de Talking Heads. Pero no deja de ser una diferencia fundamentalmente subjetiva. Es nuestra percepción de donde están los límites lo que ha cambiado pero en mi opinión el disco es tan bueno como el debut y suena igual de innovador y sorprendente ("With our love", "The good thing" o "Artist only").

Un disco acelerado que no da tregua desde el primer corte hasta casi el final y sin ser un disco dirigido expresamente a las pistas de baile la mayoría de cortes son bailables, supongo que por la importancia que toma el ritmo en la mayoría de canciones. Sin duda funciona la mezcla de la forma de cantar de Byrne con la fantástica base rítmica que crean Tina Weimouth y Chris Frantz cuyo trabajo es realmente brillante ("Found a job" o "Warning sign").

Por último, imposible no destacar la sorprendente versión que hacen de "Take me to the river" de Al Green que por cierto fue single de relativo éxito. Este tema junto con "The big country" ponen un cierre diferente e inesperado al álbum, directamente parecen sacadas de otro disco o de otra etapa posterior de su carrera, dónde estaban más cerca de sus raíces americanas y más lejos del sonido new wave.

En todo caso tras la escucha de "More songs about buildings and food" se repite la sensación del anterior de que estás escuchando el nacimiento de una perspectiva nueva de hacer música.

Un álbum fantástico y excitante.

Track list
Producido por Brian Eno

 

Stop Making Sense (1984)

sense (8K)

El disco en directo que recoge la banda sonora de la película del mismo nombre dirigida por Jonathan Demme. Fue grabado en tres conciertos dados por la banda en Los Angeles en diciembre de 1983.

Tiene un par de temas muy buenos como "Psycho Killer", "Burning Down The House" o "Once In A Lifetime" pero en general es mucho más interesante ver la película y disfrutar con la banda tocando en directo y con David Byrne moviéndose por el escenario, además el dvd tiene 17 temas mientras que el cd, al menos la edición que yo tengo sólo tiene los que ves abajo.

Insisto, un disco que en la versión cd se me hace pasado pero el film es muy recomendable.

Para mí, prescindible.

Track list
Producido por Gary Goetzman

 

Little Creatures (1985)

creatures (21K)

Uno de los discos más pop y comerciales de Talking Heads.

Incluye temas muy conocidos como "And She Was", "The Lady Don't Mind" o "Road To Nowhere" junto a otros que no lo son tanto pero que están muy bién como "Perfect World" o "Television Man".

Un muy buen disco, a mí me gusta mucho.

Muy recomendable.

Track list
Producido por Talking Heads

 

True Stories (1986)

true (17K)

El disco que supone la banda sonora de la película protagonizada entre otros por John Goodman y que supuso el debut como director de David Byrne, el lider de la banda. Realmente son los temas que en la película interpretan los actores, en este caso tocados por el grupo.

Un disco para mi gusto un poco flojo a pesar del éxito del single "Wild wild life", quizás su canción más conocida entre el gran público, y otros cortes como "Love For Sale" o "City Of Dreams".

Para mi gusto, flojito y prescindible.

Track list
Producido por Talking Heads