Wagonwheel blues (2008)

wave (1K)

El disco de debut de un grupo liderado por un tipo sorprendente llamado Adam Granduciel, que además de componer las canciones toca la guitarra, el piano y los teclados, la batería y canta.

El disco tuvo un impacto muy grande hasta el punto de que los primeros acordes y la armónica de "Arms Like Boulders" así como la forma de cantar de Granduciel hicieron que las comparaciones subieran hasta Dylan.

Y es cierto que salvando las distancias, el sonido recuerda al primer Dylan aunque también al estilo actual de gente como Wilco. Mezcla de folk, rock indie y americana.

Personalmente no me parece un disco tan bueno como lo pintó la crítica en su momento pero debo reconocer que es sin duda interesante y que aunque al principio me dejó frío, las repetidas escuchas hicieron que acabara gustándome.

Un buen disco, en mi opinión sobrevalorado por la crítica.

Track list
Producido por Adam Granduciel, Kurt Vile y Jeff Zeigler

 

Lost in a dream (2014)

wave (1K)

El tercer disco de The War on Drugs seguramente va a ser con el tiempo un disco decisivo en su trayectoria.

Por un lado porque Adam Granduciel queda como único miembro real de la banda, componiendo todos los temas y tocando la mayoría de los instrumentos.

Y por otro porque consigue definir un sonido propio, característico, que les hace reconocibles y que les distingue del resto de grupos actuales. Todo esto más allá de que puedan parecerse más o menos a determinados contemporáneos suyos (como Arcade Fire) o de que se intuya que debajo de la, a veces excesiva, producción y del halo de modernidad hay canciones que podría firmar Dylan, Springsteen o Petty.

El resultado es mezcla de ese rock americano clásico y de sonido indie, en muchos momentos casi totalmente electrónico.

Soy de los que piensan que en el fondo la música son canciones y estas diez son realmente buenas, no me cabe duda (podría destacar "Suffering", "Burning" o "Eyes to the wind" pero es que el resto no son peores). Lo que ocurre es que prácticamente todas tienen un sonido ambiental que las rodea, una atmósfera que parece impedir apreciarlas en toda su magnitud. Me temo que ese fondo de sintetizadores y de guitarras con ecos tapa en ocasiones su belleza. A veces menos es más.

Por cierto, 10 cortes pero casi una hora de música, y no lo digo ni como bueno ni como malo pero sí como indicativo que la idea que tiene Granduciel de un álbum.

Un buen disco a pesar de que personalmente no que quito de la cabeza la idea de que con una producción más desnuda y directa sería aún mejor.

Sin duda recomendable.

Track list
Producido por Adam Granduciel